Linkedin para emprews
  • 29
  • oct

Linkedin es sinónimo de negocio. Es la red social dónde se congregan cada uno de los actores protagonistas, para llevar a cabo cualquier tipo de operación de valor. Dirigentes, socios y sobretodo clientes; tanto de pequeñas, como medianas y grandes empresas, se reúnen en Linkedin para exhibir el valor de su marca. Ya no se trata de estar o no presente en la red social, sino del valor añadido que el individuo o la empresa pueden llegar a ofrecerle a su red de contactos.

El valor de una marca en Linkedin está supeditado a una serie de méritos comunes que todo usuario debe de alcanzar. El primero de estos es el de crear una red de contactos en consonancia a los objetivos que se haya marcado el usuario. A diferencia de otras redes más generalistas, en Linkedin es más relevante la calidad, que no la cantidad de los contactos. Es por ello, que una segmentación de contactos orientada al sector en el que opera el cliente objetivo, adviene imprescindible para hacer crecer la marca.

Un segundo cometido, es la estrategia de contenidos que el usuario lleve a cabo en su perfil personal o de empresa. Para ello, es imprescindible tener en cuenta los recursos con los que cuenta, en cuanto a material, tiempo y presupuesto. A más publicaciones, mayor visibilidad frente a clientes y competencia. Pero al igual que esta no es una red social en la que estar por estar, tampoco es una en la que publicar cualquier tipo de contenido. A través de una estrategia periódica de contenidos de calidad, se logrará crear un vínculo leal con los seguidores de la marca.

Me gusta, comento y comparto. Linkedin es negocio, por lo que la interacción en forma de conversación resulta imprescindible. Es una labor de la que se beneficiará tanto la marca, en cuanto a expansión y reconocimiento; como los clientes interesados en el know-how que el usuario le puede llegar a ofrecer.

Uno de los condicionantes que más van a influir en el desarrollo de una marca en Linkedin, es el nivel de conocimiento que el mercado tenga de dicha marca. Es por ello importante tener en cuenta la posibilidad que brinda la red social de ampliar la visibilidad del perfil de usuario, la página de empresa o los contenidos que se publiquen, a través de banners personalizables de pago. Una posibilidad que dependerá de nuevo, de la dimensión y los recursos con los que cuente el usuario o compañía.

 

Abel González

Departamento de Marketing